miércoles, 16 de octubre de 2013

Un lugar al que volver de John Corey Whaley

Hola Nefilims.
Aquí vengo con una reseña de un libro que os mencioné la semana pasada y del que, aunque vais a acabar odiándome por pesada, os estaría hablando de aquí a finales del año que viene.

"Cullen Witter tiene diecisiete años, es algo suspicaz y le gusta dar rienda suelta a su ironía. Cuando su hermano pequeño, Gabriel, desaparece misteriosamente, Cullen no solo se enfrenta a la pérdida, sino también a los problemas y dudas de la adolescencia: el amor, el rechazo, el mundo absurdo de los adultos. Eso ocurre durante el verano en que su pequeña ciudad, por lo general aburrida, se ve trastornada por la atención mediática hacia un curioso pájaro.  El supuesto hallazgo de una especie que se creía extinguida desata una moda contagiosa entre los habitantes de Lily, Arkansas, algo que a Cullen le parece de lo más ridículo. ¿Qué le pasó a su hermano? ¿Volverá a verlo algún día? ¿Cuándo acabará la fiebre del maldito pájaro? Todo tiene su explicación en un mundo donde la ternura da paso al suspense y donde siempre hay lugar para las segundas oportunidades."
Datos del libro
Título: Un lugar al que volver
Autor: John Corey Whaley
Editorial: Círculo de lectores
Nº de páginas: 224
Precio: 12€

Esta en realidad debería haber sido la reseña de la semana pasada, pero hay veces en las que hay que tomarse un tiempo para reseñar una novela, para hacerse una idea sobre ella, pero sobre todo, hace falta tiempo para digerirla y para saber transmitirla, porque si por mi fuera lo único que diría en esta reseña sería: Leedlo, os obligo. Punto. Y pondría la nota, pero eso no sería una reseña, y es probable que lo acabe saliendo en estas páginas tampoco lo sea...

A pesar de tener un recorrido en literatura juvenil y en lo que a lecturas se refiere, muchas veces me sorprendo de lo que puede llegar a hacer un libro, una lectura. Puede que dependa del momento en que la leas, de la hora en que la leas o simplemente del mismo lector, y es que los libros nunca son lo mismo para todos sus lectores.
No son pocas las veces en las que he dicho o pensado que X historias han acabado cambiando mi vida o al menos mi visión de esta, y Un lugar al que volver pertenece a este selecto grupo de historias, tal vez las más importantes, porque son esas las que se quedan contigo a lo largo de meses y meses, son esas lecturas que recuerdas, no tiene porqué ser con cariño, y que cuando ves en la estantería te remueven algo por dentro.

Hay libros, libros buenos, libros maravillosos y libros que aparecen porque sí. Esta novela es especial, es única, y podrá sonaros a tontería, pero creo que estaba destinado a estar en mi vida, y ahora os explicaré porqué. Es una novela desconocida y me llamó la atención desde el primer momento en que la vi, pero no la compré en ninguno de los meses en que apareció en el catálogo del Círculo de lectores, hasta que la quitaron del catálogo, y algo en mí empezó a darse cabezazos mentales, y no sabía porqué. Y un día, un par de meses después de eso, volvió a aparecer en saldos y me tiré de cabeza, pero el pedido tardó en llegar mucho más de lo que es normal, y cuando llegó mi madre lo guardó en otra estantería, le puso otros libros encima, y yo me olvidé de él, tenía otras lecturas, hasta que el 3 de Agosto, tras haber acabado El guardián entre el centeno, a las dos de la madrugada, salí de mi habitación, fui a la estantería y me lo encontré, de frente, e inconscientemente, sin pensarlo siquiera, lo cogí y lo empecé a leer.
Me duró horas, pero es una de las lecturas más intensas, emocionantes y vívidas que he leído, y sin duda es una de las joyas del año. Este libro tenía que leerlo, algo me lo decía, y lo he hecho. ¿Y sabéis qué? Ha sido fantástico.

Pensando en ello me he dado cuenta de que la historia no tiene nada especial, no tiene algo que te diga "esta es su clave, por esto es por lo que me gusta tanto" sino que es toda ella en sí, sus 224 páginas. No puedo negar que es original, tal vez incluso extraña, porque lo es. Es alucinantemente extraño y raro. Nos encontramos ante una novela que tiene 3 tramas diferentes, la de la desaparición de Gabriel y como Cullen, su hermano mayor, se enfrenta a ello, la de la aparición del misterioso pájaro, Lázaro, y la de Cabot y Benton, que es, cuanto menos, peculiar y particular. A pesar de que en un principio no parecen tener una clara relación, poco a poco se van entrelazando, y aunque no puedo decir que sea un libro impredecible, si que me dejó bastante perpleja como sucedían determinadas cosas.

Es una historia impactante, sorprendente y que engancha, todas sus tramas transmiten mucho y, sobre todo, están muy bien desarrolladas y compensadas en la historia. Fue una novela que me atrapó, de principio a fin, una vez que me sumergí en sus páginas no pude salir hasta que la acabé, y cuando lo hice, sentí que no había pasado un minuto desde que la empecé y que a la vez había transcurrido una cantidad indecente de tiempo, estaba desorientada, y no podía dejar de pensar "¿Qué acaba de pasar?" y en las que el único calificativo que salía de mi boca era "WOW".

Sus personajes son tan peculiares, tan particulares, que es difícil creer que son simples ideas reflejadas en un papel. John Corey Whaley ha logrado imaginar y definir a unos personajes con tantos matices que en ocasiones da la sensación que te está contando la vida de tu mejor amigo, porque te descubre muy poco a poco a dichos personajes, pero cuando cierras la última página, sientes que los conoces casi mejor que a ti mismo.
Gabriel es el protagonista ausente de la novela, un chico que desaparece y que nadie se molesta en buscar. Es inteligente, demasiado, inquieto, soñador y con una filosofía de vida muy particular y madura, y por ello todo el mundo prefiere pensar que ha huido del Lily antes de ser incapaz de marcharse. A pesar de ser el ausente, ya  través de la visión que de él obtenemos por el resto de personajes, he llegado a quererle muchísimo.
Cullen es el otro protagonista de la historia, el protagonista presente, el chico de 17 años que pierde a su hermano, que era más que un hermano, era uno de sus mejores amigos, su inspiración, uno de sus grandes apoyos. Es un personaje asombrosamente real, está asustado, desolado, perdido, es inseguro y se ve desbordado en muchas ocasiones, pero, sin duda, es especial, es el chico que ha escrito 89 títulos para novelas sin escribir ninguna.
Lucas, el mejor amigo de Cullen, el chico amable, simpático y afortunado que todo el mundo quiere pero que nadie se molesta en conocer más allá de su apariencia. Él es el apoyo de Cullen, a pesar de que está sufriendo como él la pérdida de Gabriel, porque era imposible no quererle.
Mena es un personaje que ha acabado conquistándome a pesar de que no empezó con buen pie. Es la novia de Lucas y es la que pone un punto de diversión y risas a la historia. Sarcástica, graciosa, alegre... es una de las tablas de salvación en medio de tanto caos y pesimismo, tanto para el lector como para el resto de personajes.
Y aparecen en esta lista Cabot y Benton, y tengo tantas cosas que decir que ambos que no sé ni por donde empezar, y tal vez sea mejor así, porque la magia de estos personajes, y con ellos parte de la esencia de esta magnífica historia, es no saber absolutamente nada de ellos, y dejar que tu propia mente se haga una idea de ellos.
Lo mejor y uno de los rasgos que tienen en común todos estos personajes, es su profundidad, todos tienen una historia, unas motivaciones, unos secretos y unas aspiraciones que no se atreven ni a reconocerse a sí mismos. Y esa es su magia natural, porque todos tenemos eso mismo en nuestras vidas.

Pero lo más importante de esta novela, de esta lectura, son las lecciones y mensajes que he extraído de ella, esos pequeños destellos de realidad que me ha acabado transmitiendo y que atesoraré para siempre, porque no voy a poder olvidar a Lázaro, a las hamburguesas, a Mena o a Lucas, pero sobre todo nunca podré olvidar a Cullen y a Gabriel. Nunca olvidaré su historia. Guardaré su mensaje y trataré de ser fiel a ese último capítulo.
5/5
"El doctor Webber afirma que la vida está tan llena de complicaciones y confusión que muchas veces nos cuesta sobrellevarla. Por eso hay gente que se tira a las vías del tren o se gasta todo el dinero o no habla con su familia o nunca vuelve a casa por Navidad o nunca come nada que lleve chocolate. Según él, la vida no tiene que ser siempre tan horrible. No hay que preocuparse tanto por todo. Podemos limitarnos a ser. Podemos levantarnos, prever que en ese día seguramente tendremos algunos momentos buenos y otros malos, y aceptarlo. Asumirlo y llevarlo lo mejor posible." 
Image and video hosting by TinyPic

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Hola. ¿Este libro solo se puede conseguir siendo de "El Círculo de Lectores"?

Iván Antonio Amador Alvarado dijo...

Hola buenas tardes y saludos desde Durango, México; hace un varios meses en las redes sociales hubo un moviemiento que me parecio excelente en el que publicabas los 10 libros que más te han marcado y gustado, y uno a la vez retabas a otras personas a hacer lo mismo; me sorprendio y cautivo especialmente la seleccion de una amiga a la que no frecuento mucho, pero siempre me ha parecido brillante y admirable, en esa lista había titulos como "buscando a alaska", "el guardian entre el centeno", "las ventajas de ser invisible"; pero a me sorprendio en especial que el numero 1 de esa lista era "where things come back", es junio de 2015, cuando esto se ecribe, trate de buscar este libro en español o sea "un lugar al cual volver" tanto en librerias como en ebook, pero no fue posible; hasta que hace una semana exactamente al ir de viaje a una de las ciudades más prosperas del país (Torréon, Coahuila), encontre en una libreria "where things come back" domino el ingles al escucharlo y hablarlo, pero estaba muy renuente a leer el libro en ingles, pero me convencia de que si era el unico libro en existencia tenia que ser mio, tarde 5 días en leer, y me encanto, es un excelente libro, y creo que en ingles fue una mejor experiencia.
Personalmente y aqui hago un Spoiler Alert si la responsable del blog esta de acuerdo con que mi opinion se haga publica:
Quiero creer en un final feliz para este libro, para mi hay una razón por la cual las historias eran contadas en diferentes perspectivas que no parecian cruzarse, GABRIEL NOS CONTO LA HISTORIA DE BENTON Y CABOT.
Fue una delicia de principio a fin solo que creo que me hizo falta un final feliz más explicito